spot_img

La publicación agraria líder

viernes, julio 1, 2022
spot_img
InicioCerealMás de 300 agricultores en la jornada sobre semilla certificada en Valladolid

Más de 300 agricultores en la jornada sobre semilla certificada en Valladolid

La Asociación Nacional de Obtentores Vegetales ha agradecido la implicación de la administración pero ha apelado también a la responsabilidad de los agricultores
La economía está cada vez más globalizada y el agricultor español, como el resto de profesionales, debe estar lo más preparado posible para ser competitivo y enfrentarse a un escenario cambiante. En ese campo de juego desempeña un papel esencial la innovación, por la que apuestan diferentes empresas y de la que no puede desentenderse la administración.
Así lo ha señalado Jorge Llorente, director general de Producción Agropecuaria e Industrias Agrarias, durante su participación en la jornada agraria sobre semilla certificada celebrada en la finca Zamadueñas.
Las instalaciones acogen la sede y los laboratorios del Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León, Itacyl, que para Antonio Villarroel, secretario general de ANOVE, “representa el compromiso de las administraciones públicas” con un sector, el de la investigación, “que no es rentable, como demuestra el hecho de que no haya multinacionales invirtiendo en él”.
En su opinión, una de las virtudes del Itacyl, dependiente de la Consejería de Agricultura y Ganadería, es que dispone de un competente equipo de investigación, “pero además se ocupa de algo que es aún más importante: la divulgación y la transferencia de ese conocimiento a los agricultores para que sean conscientes de las ventajas de la semilla certificada y del ahorro que supone”.
Para el responsable de ANOVE, ese ahorro se concreta fundamentalmente en un menor número de semillas empleadas, “gracias a la mayor capacidad de germinación de las semillas certificadas”, y su mayor resistencia a las enfermedades, con un gasto en tratamientos mucho menor. La jornada se ha desarrollado bajo el eslogan ‘Semilla certificada, recoges lo que siembras’ y ha contado con la participación de más de 300 agricultores.
Desde la Asociación Nacional de Obtentores Vegetales, ANOVE, se ha destacado que el ‘royalty’ que el profesional paga por la semilla certificada “es absolutamente rentable”, teniendo en cuenta que se trata de pagar tres euros por tonelada de semilla, “cuando se obtienen 30 kilos más por hectárea y año”.
Por su parte, Pierre Casta, director técnico de la Cooperativa Agraria Regional, de Carrión de los Condes, ha destacado el control exhaustivo de la administración respecto a la semilla certificada, “lo que es fundamental para el control de enfermedades”. También ha destacado que el empleo de la semilla certificada “permite adecuarse a una PAC cada vez más exigente” y contribuir al desarrollo rural.
También ha recordado que determinados cultivos, como el centeno híbrido, no admiten la reutilización de la semilla y ha subrayado que la semilla certificada “da a nuestra producción un mayor valor añadido”. Por ejemplo, “el harinero paga más por una semilla de calidad; no se puede producir por producir”, ha destacado.
ÚLTIMAS NOTICIAS
spot_img
spot_img