spot_img

La publicación agraria líder

domingo, mayo 22, 2022
spot_img
InicioOtros Cultivos“Gracias a la ayuda puedo impulsar la explotación que me deja mi...

“Gracias a la ayuda puedo impulsar la explotación que me deja mi padre”

Juan José Calleja es uno de los jóvenes que se incorporan a la actividad agraria gracias a la orden aprobada por la consejería para la mejora de las estructuras de producción y modernización de explotaciones, a la que se destinan 50 millones de euros
Juan José Calleja tiene más claro su futuro profesional desde el 13 de mayo, cuando el Boletín Oficial de Castilla y León publicó la orden por la que se convocan ayudas para la mejora de las estructuras de producción y la modernización de explotaciones agrarias. Una de las medidas más esperadas de la norma es la que prevé la primera instalación de jóvenes agricultores, con la finalidad de promover la entrada de jóvenes agricultores en esta actividad.

A sus 35 años, Calleja se va a benficiar de la ayuda a la incorporación, gracias a la cual “puedo impulsar la explotación que me deja mi padre ahora que se jubila”.
La explotación familiar incluye diferentes cultivos de regadío (sobre todo patata y remolacha) y presta servicios a terceros. Ahora que estará al frente de la explotación, y con el refuerzo que supone la ayuda solicitada, Juanjo buscará nuevas opciones para diversificar la actividad y garantizar la rentabilidad de esta empresa familiar, en la que además trabajan sus dos hermanos.

Así, apostará por la alfalfa de regadío y ya prevé construir nuevas instalaciones en las que guardar tanto la producción una vez recogida como los diferentes aperos. Esta novedad forma parte del plan de negocio que el nuevo agricultor ha presentado dentro de la solicitud. En opinión de Juanjo, las condiciones establecidas por la norma “son requisitos razonables, que persiguen objetivos como el impulso al regadío en Castilla y León o que la población permanezca en el medio rural”. “No hay duda de que es un impulso importante a la incorporación de jóvenes al campo”, señala, además de destacar que se evita el fraude en la solicitud “en compromisos como el de mantener las tierras arrendadas al menos cinco años”.

Para Juanjo, la nueva norma sobre incorporación mejora la existente, ya que “antes tardaban tres años en pagarte y ahora te darán la mitad al aprobarse la ayuda y la otra mitad al hacer la certificación”. Aunque “es muy difícil alcanzar los 70.000 euros de ayuda porque hay cosas que no están en la mano de uno, como trabajar en una zona de montaña, trabajaré por conseguir la máxima ayuda”, señala.

Jóvenes y formados

La ayuda introducida por la Consejería de Agricultura y Ganadería tiene como finalidad declarada “promover la entrada de jóvenes agricultores adecuadamente formados y capacitados”, que no superen los cuarenta años y que accedan por vez primera a la titularidad de explotaciones agrarias.

Pueden acceder a estas ayudas los jóvenes agricultores que se instalen en explotaciones agrarias que presenten un plan de negocio viable y acrediten la dedicación a tiempo completo. Entre las novedades de esta convocatoria destaca que el máximo de las ayudas podrá alcanzar los 70.000 euros por joven incorporado al sector frente a los 40.000 euros de máximo hasta el momento.

Las ayudas consisten en una prima básica de 20.000 euros que podrá incrementarse en 10.000 euros si el proyecto está relacionado con alguno de los sectores estratégicos de Agrohorizonte 2020, como el sector del vino, el vacuno, el porcino ibérico, la patata y cultivos de hortofrutícolas, la remolacha o los herbáceos de alto valor añadido (trigo fuerza, determinadas leguminosas grano, colza, maíz, etc.). También cuando la solicitud sea presentada por una mujer, con el objetivo de incrementar la participación femenina en el sector, así como por jóvenes que pertenezcan a una Entidad Asociativa Agroalimentaria Prioritaria de Carácter Regional, la nueva figura creada en la Ley Agraria, que permitirá a las cooperativas incrementar su tamaño.

También se puede optar a esa ayuda adicional cuando las solicitudes en las que el plan empresarial contemple actuaciones en inversiones en regadíos para lograr un uso más eficiente del agua en la agricultura, o en las que el plan empresarial contemple la creación de empleo adicional en la explotación.

Por otra parte, se prevén 5.000 euros adicionales en los casos de solicitudes relativas a explotaciones ubicadas en zonas con limitaciones naturales u otras específicas, así como en las promovidas por jóvenes para su instalación en una explotación agraria prioritaria. También en las instalaciones que se pongan en marcha bajo la modalidad de titularidad compartida y en aquellas en las que el plan empresarial incluya acciones innovadoras.

(Seguir leyendo en CAMPO, en su nº25 que se publica el sábado 23 de mayo)

ÚLTIMAS NOTICIAS
spot_img
spot_img