spot_img

La publicación agraria líder

jueves, diciembre 1, 2022
spot_img
InicioPatataEl final de la campaña de arranque de patata sube los precios

El final de la campaña de arranque de patata sube los precios

Los precios de la patata, en las lonjas de la Comunidad, han ido hacia arriba en los últimos días. La explicación es que ya queda poco. El presidente de Asopocyl, Marco Martín, confirma que la campaña está casi terminada en el campo, lo que motiva que el valor del tubérculo se incremente por su escasez. “No hay producto, así que es caro”, dice tajante. Apenas queda en las fincas y tampoco hay mucho en las naves de almacenamiento. El gerente de la cooperativa salmantina Aranpino, José Blázquez, hace una lectura similar.

El cultivo que queda todavía en Castilla y León es casi testimonial y no es de la mejor calidad. Lo que llega de Francia vale mucho también. El arranque termina en la región este año antes que otros: se sembró un 15% menor y la producción por hectárea ha sido inferior a la habitual. Así, la venta ha sido ágil y sin atascos a lo largo de toda la campaña. En Salamanca resta solo lo que se sembró muy tarda, cuya recogida han demorado las últimas lluvias.

Y se ha dejado notar también en el precio. El responsable de Asopocyl dice que ha sido “bueno”, aunque también matiza que es complicado hablar de un precio medio que se ajuste a la experiencia de todos lo patateros. La horquilla ha sido muy amplia, entre 18 y 30 céntimos el kilo según las calidades y la demanda del mercado.

En el sector queda ahora buen ambiente después de que el balance de este año sea óptimo. Hay ánimos y mucha ilusión para afrontar 2019. Martín manifiesta su deseo de que todos saquen conclusiones de las últimas campañas para que la actividad siga yendo bien: hay que sembrar de manera escalonada y solo lo que pide el mercado.

“Cuando hemos podido hacer la siembra sin problemas ha sido el acabose. Hay que ir aprendiendo. Los año que nos condiciona el tiempo son los mejores en precios”, ejemplifica. Este que acaba se ha pagado bien la patata, ha sido de poca producción y la sanidad vegetal, con mucho mildiu, ha llevado de cabeza al agricultor.

Los productores de Aranpino ponen de patata todos los años alrededor de 570 hectáreas. No tienen otras opciones en la rotación del regadío. La cooperativa les hace un plan de siembra con las variedades. Este año pusieron menos roja porque el mercado portugués demanda menos y a menor precio, así que esta campaña se ha revalorizado algo a no haber excedente en la oferta.

ÚLTIMAS NOTICIAS
spot_img
spot_img
spot_img