spot_img

La publicación agraria líder

jueves, diciembre 1, 2022
spot_img
InicioPortadaEl cereal acumula retrasos de casi un mes y reclama agua para...

El cereal acumula retrasos de casi un mes y reclama agua para que herbicidas y fertilizantes hagan efecto

No es un ‘déjà vu’. O puede que sí. Se repite una y otra vez. La sensación de ya haberlo vivido responde a la realidad. Solo hay que mirar la cuenta de resultados. Gastos e ingresos. Retraso en el cultivo y poca agua. Parece que al campo de Castilla y León se le hubiera olvidado arrancar una hoja del almanaque. Todo sin lluvia, claro. Los cultivos, en general, acumulan retraso y necesitan un herbicida y abono que no se les puede dar porque falta la humedad imprescindible para que hagan efecto.

El técnico de cultivos de Grupo AN Javier Rodríguez da fe de que ha nevado en la montaña pero poco ha precipitado en los secanos. Ahora la necesidad de agua, para Rodríguez, no es acuciante aunque sí faltan reservas. “La humedad es escasa para marzo”, apunta. En algunos lugares están aplicando abonados de cobertera de manera tímida, porque no está claro el futuro. En Salamanca, a pesar de que ha llovido poco, las prácticas culturales les empujan a tirar abono como siempre. Soria y Segovia tienen más agua.

“Si en quince días no llueve, se quemará el cultivo. El agricultor lleva mal lo de estar quieto”, avisa. El retraso disgusta más a unos que a otros. Ha ahijado poco, de manera que si encaña pronto solo lo hará con los hijos que tiene. Sale también la mala hierba.

En la zona de Arlanza (Burgos) el campo también acumula retraso. La maduración del cereal no avanza así. “Es lo lógico por los fríos y las heladas”, justifica Sandra Hernando, la técnica de Arlanza Sociedad Cooperativa. Con los cultivos así, el agricultor también está esperando un poco más de lo habitual para aplicar tratamientos, aunque sí hay malas hierbas en las tierras.

Casi siempre hace falta agua, pero al sur de la capital burgalesa el cereal tiene de momento margen. Hay reservas hídricas para unas semanas. “Lo que necesitamos ahora es temperatura”, concluye Hernando. El cereal germinó tarde, en diciembre, y ha tenido ataques de zabro y alfilerillo. El hecho de que el desarrollo vegetal aéreo no sea excesivo da pistas respecto a que, en compensación, el sistema radicular ha ahondado en el terreno.

No muy lejos, en la comarca de Odra Pisuerga, el panorama no difiere gran cosa. Excepto en que ya les urge algo más el agua. “Hay poca humedad de fondo. Está todo bien, pero estamos con miedos porque faltan las reservas de agua”, describe el gerente de Odarpi, Cecilio Santiago. Al final nació bien y está presentado como debe.

Las aplicaciones de insecticidas sirvieron contra el alfilerillo. Algo de cultivo se perdió, pero solo lo que suele restarse cada año por una incidencia u otra. La falta de lluvias, si siguen demorándose, hace temer que los aires de marzo pongan en mayores problemas a trigo y cebada. El resto (veza, titarros y otras leguminosas) también presentan buen aspecto en estos momentos. El problema es que se avecina una campaña de riegos porque el pantano de Aguilar de Campoo no embalsa lo necesario en este año.

Ahora, en Palencia, la mayoría de los agricultores están abonando con fertilizante de una aplicación, tanto de única aplicación (liberación retardada) como abonado con un gran Npk (N>20ud), según explican desde CAR.

Los demás están buscando la ventana meteorológica para tratar con herbicidas intentando evitar el rocío y las heladas, ya que van con contacto la mayoría.

Muchos desesperan por la falta de lluvia. Los regantes han visto desaparecer la nieve de las montañas pero no se han llenado los pantanos. La preocupación empieza a mellar las buenas perspectivas que tenían.

En León también “ha tirado poco el cereal” por falta de calor, a juicio del técnico de LESA Luis de Juan. Ya está perdiendo las tonalidades rojizas y empieza a amarillear por falta de nitratos. La fertilización también ha sido más tardía esta campaña. En algunos caso ni le ha llegado aún. Que llueva o no marca el ritmo de todo. Falta humedad porque ha nevado en los montes leoneses, pero en zonas como El Burgo Ranero ha precipitado poco.

Seguir leyendo la noticia en CAMPO 53 ¡Suscríbete!

ÚLTIMAS NOTICIAS
spot_img
spot_img
spot_img